Cargando ...
Lo sentimos. Ocurrió un error mientras se cargaba el contenido.

ZOROASTRISMO Y LOS ÁNGELES

Expandir mensajes
  • Dr. Arturo Alvarez B.
    ZOROASTRISMO Y LOS ÁNGELES El hecho más importante de la historia de Irán, es la reforma religiosa implantada por el profeta Zoroastro o Zaratushtra en
    Mensaje 1 de 1 , 29 oct 2012
    Ver origen
    • 0 Archivo adjunto
       


      El hecho más importante de la historia de Irán, es la reforma religiosa implantada por el profeta Zoroastro o Zaratushtra en persa, quien se cree vivió alrededor del siglo VI A.C. Fue el primer hombre, que le dió un carácter moral y una dirección a la religión en esos tiempos, orientado hacia el monoteísmo basado un Ser Supremo. Las formas ortodoxas de adoración persa, en el antiguo Irán, incluían sacrificios de animales y ofrendas a los daevas. Todo eso fue descontinuado por Zaratushtra, quien le enseñó a los persas a sacrificar a Ahura Mazda, el Ser Supremo, votos y actos de agradecimiento. Les enseñó que con el poder de la propia voluntad y actos de sacrificios se conquistaría haurvatat, bienestar en este mundo y ameretat, inmortalidad en otro.
      Zaratushtra dejó sus enseñanzas en los Gathas que están contenidos en el Avesta; los Gathas himnos religiosos compuestos por él y dirigidos a Ahura Mazda, que significa “Sabio Señor” en dialecto gáthico. El Avesta es la colección de libros sagrados de los antiguos persas, comparable a lo que es la Biblia para los cristianos; el Avesta más conocido es el Zend-Avesta.
      En la teología de Zaratustra, se comprende al mundo como una creación divina, intrínsicamente buena, contaminada por el mal, pero que puede ser perfeccionada por las acciones de los humanos gracias a la capacidad de elección moral.
      Zaratustra se refiere en los Gathas a 6 aspectos divinos o emanaciones de Ahura Mazda, que fueron llamados posteriormente los Amesha Spenta, que significa los Santos Inmortales, a través de los cuales Ahura Mazda puede ser conocido, es decir, si el Ser Supremo fuera comparado con un cubo, cada uno de los lados de ese cubo representaría a uno de estos Santos Inmortales. La teología posterior a Zaratushtra y basada en sus enseñanzas, dice que las emanaciones de Amor y Sabiduría de Dios de los Amesha Spenta son proyectadas hacia los mundos, dando origen a los Yazatas, que a su vez vierten sus emanaciones en los Fravashi, quienes vierten sus emanaciones en la humanidad, por lo cual en cada Ser humano mora Dios y en cada uno de nosotros están sus Emanaciones Divinas.
      Los Amesha Spenta son relacionados con los Arcángeles y se incluye a Ahura Mazda dentro de los Siete Santos Inmortales en Uno, un solo pensamiento, una sola palabra, una sola acción. Habitan en el Cielo más alto en donde ocupan asientos de oro. Son los sabios brillantes que aplican las buenas reglas de rectitud. Preservadores de la creación de Mazda, Poderosos, valerosos, protectores e inmortales. Los Amesha Spenta son llamados también Amashaspand, o Amahraspand.
      Los Yazatas tambien llamados Yazads, Yasathas, Yaztan, Yazdan, Izad, que significa Ser digno de adoración, los Adorables; son los seres espirituales colaboradores (hamkars) de los Amesha Spenta para preservar las buenas creaciones. También protegen y dan favores a quienes los solicitan; se cree que cuando es invocado, el Yazata del día, dá una energía especial a la persona que ayuda para combatir mejor las fuerzas de la oscuridad y del mal.
      Los Arda Fravash, Fravashi, Fravardin, Fravahr, Fravati, o a veces Farvarshi, son los Santos Guardianes relacionados con los ángeles del guarda, sin cuya tutela animales y seres humanos no podrían existir. Acompañan a cada persona y obran como guías en el transcurso de su vida. Su primera función era patrullar los límites entre el cielo y la tierra y se ofrecieron voluntariamente para acompañar a los seres humanos. Ahura Mazda aconseja a Zarathushtra que lo invoque para que le ayude, siempre que él se encuentre en peligro. Son representados como un disco con alas, con una persona superpuesta.

       
       
    Su mensaje se envió con éxito y se entregará al destinatario en breve.