Cargando ...
Lo sentimos. Ocurrió un error mientras se cargaba el contenido.

UNA INJUSTA GRAN RUPTURA // artículo

Expandir mensajes
  • roberto maumed rodriguez mantilla
    Compañero Roberto muchas veces los defensores de la justicia social no son reconocidos tu trayectoria como aprista es ejemplar. ¡FELIZ CUMPLEAÑOS!
    Mensaje 1 de 1 , 8 jun 2008
    Ver origen
    • 0 Archivo adjunto
      Compañero Roberto muchas veces los defensores de la justicia social no son reconocidos tu trayectoria como aprista es ejemplar. ¡FELIZ CUMPLEAÑOS!
       
      Apristamente
      c. Jose

      --- El vie, 6/6/08, MARIA VELASQUEZ CUETO <mvelasquez0118@ yahoo.es> escribió:
      De: MARIA VELASQUEZ CUETO <mvelasquez0118@ yahoo.es>
      Asunto: [PAP80-90] ¡FELIZ DIA! c. ROBERTO Rv. UNA INJUSTA GRAN RUPTURA //articulo // rectificación de cita
      Fecha: viernes, 6 junio, 2008 12:50



      Yahoo! Deportes Beta
      ¡No te pierdas lo último sobre el torneo clausura 2008!
      Entérate aquí http://deportes.yahoo.com
      Su mensaje se envió con éxito y se entregará al destinatario en breve.
       
      HOY EN DIA MUNDIALMENTE SON RECONOCIDOS JOSE CARLOS MARIATEGUI Y NUESTRO MAESTRO VICTOR RAUL HAYA DE LA TORRE COMO DOS GRANDES PENSADORES, VISIONARIOS Y LUCHADORES POR LA JUSTICIA SOCIAL CONOCEDORES DE LA REALIDAD AMERICANA Y EUROPEA QUE SIEMPRE SEÑALARON QUE: "EL SUJETO DE LA TRANSFORMACIÓ N REVOLUCIONARIA DEL PERU DEBIA SER UN BLOQUE DE FUERZAS POPULARES". AMBOS MERECEN SER RECONOCIDOS Y RESPETADOS SIN ESPECULACIONES, NI TERGIVERSACIÓ N ALGUNA QUE ES CREADO MUCHAS VECES POR GRUPOS DE ELITE PARA ENGAÑAR Y OPRIMIR AL PUEBLO.¡HAYA VIVE! ¡VIVA EL PERU E INDOAMAERICA" 
      Fraternalmente
      c. Maria Velásquez Cueto
       
      PDT. Saludos c. Roberto Rodríguez aprista de conviccón ¡BUEN AMIGO DEL PUEBLO! espero que pases el día de mañana un "feliz día" . El Pueblo peruano necesita de jóvenes como tu que luchan día a día contra las injusticias enseñando a vencerlas. ¡Haya siempre te ilumine!  
       
       
      UNA  INJUSTA GRAN RUPTURA
       
      Escribe: Roberto M. Rodríguez Mantilla
       
      Tantas veces se ha, mencionado el nombre de José Carlos Mariàtegui y no pocas el de Víctor Raúl Haya de la Torre. Ambos personajes son de renombre nacional y de talla intelectual para ser considerados entre los teóricos y filósofos de importancia mundial.
       
      El siglo XIX  los trajo al mundo uno tras otro a José Carlos en 1894 y a Víctor Raúl en 1895. La actualidad de hoy se habla sobre la integración económica y política de Indoamérica no hay otro como Haya de la Torre , que haya luchado y trabajado incansablemente guiado por ese ideal integracionista. Cuando hablamos de lucha del proletariado  hacia la justicia desde el punto de vista de los seguidores de Marx, y de filósofos como Sorel y Bakunin, en el Perú  es justo colocar a José Carlos a la altura y nivel de los exponentes más sobresalientes.
       
      Ambos hombres consagraron su vida a impulsar la revolución social por la justicia. El Amauta, desde un punto de vista del marxismo como el mismo se había proclamado «convicto y confeso» siendo uno de los impulsores de la revolución social de base proletaria;  y Haya de la Torre atreviéndose temerariamente a superar al marxismo «congelado» aplicando la ley de la negación dialéctica, con su teoría de espacio-tiempo histórico proponiendo un Frente Único de los Trabajadores Manuales e Intelectuales, como base de la revolución social hacia la justicia social.
       
      El Amauta, se expresó analíticamente y críticamente sobre la realidad peruana en su obra «Los siete ensayos de interpretació n de la realidad peruana» obra fundamental y de diagnóstico de la situación del Perú. Por su parte Haya de la Torre se erigió desde su obra «El Antiimperialismo y el APRA», en la cual coincide con el diagnóstico  de la realidad peruana con José Carlos y avanza proponiendo una respuesta Política y de organización de un partido de masas con esencia antiimperialista: el APRA.
       
      La propuesta política de José Carlos, en cambio fue la fundación de la Confederación General de Trabajadores del Perú (CGTP) de filosofía y estilo marxista y de fundamentos sobre la base de la lucha de clases, burguesía-proletaria do.
       
      Haya de la Torre , fundó y dirigió la Universidad Popular Manuel González Prada,  e invitó a Mariátegui a formar parte de los docentes. Mariàtegui, dirigió la revista Amauta, medio de expresión de los trabajadores y además vocero aprista en su primera etapa. Haya de la Torre en 1923, partió al exiliado hacia Panamá, cuba, México y Europa, deportado por Leguía. José Carlos también partió a hacia Europa en condición no de exiliado si no con una beca del gobierno otorgado por Leguía.
       
      Las dos vidas de estos insignes peruanos y maestros fueron motivo de incomprensiones de la injusta historia y de la crítica reaccionaria de la oligarquía peruana cómplice del imperialismo. Fueron dos caminos distintos hacia un mismo objetivo y con el mismo punto de partida. Manuel Gonzáles Prada fue maestro de los dos, él influyó en su libre pensamiento y por intermedio de ellos a toda una generación y más tarde a todo el Perú.
       
      Pero el designio malévolo de la incomprensión provocó una ruptura que hasta hoy le sigue costando muy caro a todo el Perú. Cuando Haya de la Torre intentó desde México ingresar al Perú por la fuerza contra la dictadura de Leguía e impulsar un movimiento denominado «Ejército Nacionalista Libertador» entran en contradicciones con Mariátegui. Dicen algunos críticos que Haya de la Torre impulsó esas acciones sin coordinación con el Amauta. Fue entonces que como consecuencia de esa discusión epistolar e inerte, la injusta gran ruptura produjo que los artículos de Haya de la Torre y otros comunicados apristas; la revista Amauta, dejó de difundir (La nota aparece en Amauta, Nº 29. de febrero-marzo de 1930. bajo el titulo de: «Arte, Revolución y Decadencia» citado por José Barba Caballero, en HAYA DE LA TORRE Y MARIATEGUI FRENTE A LA HISTORIA. Editorial. «IMPRENTA AMAUTA». Página. 174). La muerte temprana de José Carlos Mariátegui le privó al Perú de una posterior reconciliació n con Haya de la Torre que le habría sido muy útil al Perú y al gran proceso  revolucionario por la justicia social.